Loading ...
Loading ...

Definición de respiración pulmonar

La respiración pulmonar es el proceso que tiene lugar cuando inhalamos y exhalamos aire desde los pulmones, y cualquier otro aspecto involucrado en este proceso.

Loading...

De hecho, no encontrarás el término "respiración pulmonar" en el diccionario de la Real Academia Española (RAE), pero encontrarás ahí ambas palabras definidas individualmente. El diccionario define "pulmonar" como algo relativo a los pulmones, y define "respiración" como la entrada y salida de aire de los pulmones.

Es importante no confundir circulación pulmonar (teniendo que ver con la circulación de la sangre hacia adentro y hacia afuera de los pulmones), con respiración pulmonar (entrada de oxígeno y salida de dióxido de carbono de los pulmones).

Lee más: Tipos de ejercicios de respiración

Loading ...

El oxígeno y el proceso de respiración

Mientras inhalamos aire rico en oxígeno ya sea por nuestra boca o nariz, éste sigue su curso a través de nuestra garganta (laringe), y luego hacia nuestro pecho a través de la tráquea. Ésta se divide en dos secciones (llamadas bronquios) una vez ha llegado al área del pecho, antes de dividirse una vez más (esta vez hacia los bronquiolos). Éste no es el final de la división que tiene lugar, ya que los bronquiolos se dividen en tubos aún mas pequeños dentro de los pulmones.

En los pulmones se encuentran aproximadamente 600 millones de unos pequeños sacos de aire conocidos como alvéolos. Cada uno de estos sacos está ligado a los tubos más pequeños mencionados anteriormente, y rodeado de capilares sanguíneos. Mientras el aire oxigenado entra en los pulmones, pasa por este proceso, saliendo de los alvéolos hacia los capilares sanguíneos, donde el oxígeno entra a la sangre arterial para proveer de este elemento esencial a los órganos vitales en todo el cuerpo.

Tal vez te interese: Respuesta del sistema respiratorio al ejercicio

El dióxido de carbono y el proceso de respiración

Mientras el cuerpo realiza sus funciones internas, produce un gas conocido como dióxido de carbono. Para mantener una salud óptima, el dióxido de carbono es expulsado del cuerpo tan frecuentemente como el oxigeno es inhalado.

El proceso de expulsión del dióxido de carbono es lo opuesto al proceso utilizado para traer el oxigeno al cuerpo: desde las arterias a los capilares sanguíneos, después a los alvéolos, luego a los tubos bronquiales, para seguir por la traquea y laringe y terminar saliendo por la nariz o la boca.

Te puede interesar: Respiración corta durante el ejercicio

El fumar y la medida de la función pulmonar

Tu doctor puede decidir medir qué tan bien están funcionando tus pulmones usando un espirómetro, especialmente si has tenido problemas respiratorios. Este aparato puede dar una lectura que ayuda al doctor a determinar si el funcionamiento que están teniendo tus pulmones es el adecuado para la edad y la salud que tienes, o si es lo contrario.

La habilidad de las personas para expeler el dióxido de carbono se reduce al envejecer, pero otros factores como fumar pueden reducirla aun mas rápido. La buena noticia es que, cuando un fumador deja esta costumbre, el funcionamiento de sus pulmones detiene su rápido declive. Esto es muy importante, dado que este declive en el funcionamiento pulmonar puede limitar grandemente la participación en actividades físicas, como también causar una discapacidad severa e incluso la muerte.

Lee más: Ejercicios de respiración oxycise

ADVERTENCIA: Este artículo no debe considerarse como un equivalente de una consulta médica profesional. Consulte a su médico de confianza ante cualquier duda sobre este u otro tema relacionado con su salud.

Loading...
Loading...

Referencias