Lo que no debo beber cuando tengo una infección del tracto urinario

Verificado

i PortalSalud

Aunque tanto los hombres como las mujeres pueden experimentar infecciones del tracto urinario, las mujeres tienen 10 veces más probabilidades de tener esta condición debido al canal más corto uretral.

Las infecciones del tracto urinario (ITU) provocan síntomas como calambres o dolor en el área baja del vientre y zona de la vejiga.

Cuando las infecciones urinarias son severas se puede experimentar una sensación de ardor en la uretra, que se intensifica hacia el final del flujo de orina y se queda por unos momentos tras culminar la micción.

Lee además: Tipos de antibióticos para una infección urinaria

Una infección del tracto urinario hará que la gente sienta que su vejiga está llena, pero al orinar solo tendrá una micción escasa o incluso nula.

La necesidad de orinar está ahí, incluso si la vejiga se acaba de vaciar. Muchas personas con infecciones graves pasan mucho de su tiempo corriendo al baño, ya que sienten que están a punto de orinarse en cualquier momento.

La mayoría de los tratamientos contra las infecciones del tracto urinario comienzan con la ingesta de abundante líquidos para aliviar los síntomas y mantener niveles un poco más bajos de sustancias irritantes y bacterias dentro de los conductos urinarios y vejiga.

Sin embargo, no es conveniente tomar cualquier líquido cuando se sufre una infección del tracto urinario. Debes elegir los correctos para evitar agravar los síntomas y molestias.

Alerta con los jugos azucarados

Cuando se detecta que sufres una infección urinaria, el médico te recomendará beber mucho líquido para eliminar las bacterias que causan la infección urinaria a través de tu tracto uretral.

El objetivo es tomar líquidos hidratantes, generalmente de seis a ocho vasos de agua filtrada por día o incluso más si vives en un lugar de clima cálido o es verano, para que haya una máxima circulación de fluido a través del tracto uretral.

En cuanto a los jugos naturales, te pueden recetar jugo de arándanos o arándanos en fruto, pero sin ningún tipo de azúcar, pues esta alimenta a muchas de las bacterias causante de infecciones urinarias que pueden estar presentes en tu vejiga.

De hecho, cuando tienes una infección urinaria, el consumo de bebidas azucaradas como jugos de frutas, bebidas deportivas y otras bebidas azucaradas puede tener efectos adversos.

Debido a que puedes estar experimentando síntomas adversos como calambres y diarrea, los alimentos que contienen azúcar pueden contribuir o agravar estos síntomas.

Los jugos de naranja son ricos en ácidos, azúcares y especias, que pueden perturbar la vejiga, causando dolor e incomodidad.

Si bebes jugo, busca los que son ciento por ciento jugo de fruta o sin azúcar.

Contraindicaciones de la cafeína en infecciones urinarias

La cafeína es un estimulante natural del cuerpo y por lo tanto es una de las bebidas más consumidas en el mundo entero.

Sin embargo, tomar café, té o bebidas energéticas que tengan cafeína en su composición cuando se tiene una infección urinaria puede estimular el tracto digestivo y urinario, pero no es una buena idea cuando tu objetivo es aliviarte.

Aunque estas bebidas son deliciosas y su consumo no genera problemas en una persona sana, la cafeína que contienen tiene un efecto deshidratante y por lo tanto aumentan las ganas de orinar en las personas con infecciones del tracto urinario.

Si por alguna razón tomas bebidas con cafeína y se te presentan ganas de orinar, debes tratar de evacuar lo antes posible.

Si no puedes hacerlo, corres el riesgo de que las bacterias presentes en tu vejiga se multipliquen mientras más tiempo tardes en evacuar tu vejiga.

No consumas alcohol

Como la cafeína, las bebidas alcohólicas pueden irritar tanto las paredes de la vejiga como los uréteres y los riñones.

También actúan como un diurético natural al desplazar al agua del torrente sanguíneo y aumentar su expulsión a través de la orina, lo que puede agravar los síntomas provocados por las infecciones.

Lee además: Miel para las infecciones del tracto urinario

La cerveza, el vino y el licor tienen un efecto deshidratante sobre el cuerpo. Si el cuerpo se deshidrata, aumenta de manera considerable la concentración de sales en la orina que pueden irritar la vejiga y agravar los síntomas de la infección del tracto urinario.

ADVERTENCIA: Este artículo no debe considerarse como un equivalente de una consulta médica profesional. Consulte a su médico de confianza ante cualquier duda sobre este u otro tema relacionado con su salud.

Más reciente

×